domingo, 24 de mayo de 2015

Felicidades, Alicia

Hoy hace exactamente 150 años de la publicación de una de las joyas de la literatura: Alicia en el país de las maravillas, de Lewis Carroll. 150 años desde que el mundo conociera a la pequeña y soñadora Alicia, al asombroso Sombrerero Loco, al hiperactivo Conejo Blanco, al enigmático Gato de Cheshire, a la temible Reina de Corazones y a todos los demás personajes que dan vida a la historia más “chiflada” que jamás he leído.

“- ¿Cuánto es para siempre?
- A veces, solo un segundo”

“Puedes estar segura de llegar a algún lado si sólo caminas lo suficiente”


Una madriguera nos lleva hacia el corazón del País de las Maravillas, donde sus habitantes hacen las locuras más extrañas jamás vistas. Una historia que ha tenido muchísimas versiones donde se han introducido elementos ajenos al libro o se han mejorado los presentes, pero sin eliminar la esencia de la historia original: picaportes parlantes, gemelos extraños, orugas fumadoras, liebres amantes del té, un feliz no cumpleaños, alguna otra reina que es más blanca que roja y muchas otras cosas que hacen la historia aún más especial.

“Sí yo hiciera mi mundo todo sería un disparate. Porque todo sería lo que no es. Y entonces al revés, lo que es, no sería y lo que no podría ser si sería. ¿Entiendes?”





Ese “cómeme” que te hacía crecer y ese “bébeme” que te hacía empequeñecer. Ese conejo con reloj y guantes que siempre llegaba tarde. Esa Reina que siempre tenía en su garganta un “¡Que le corten la cabeza!” que gritar a sus cartas guardianas. Ese gato tan sonriente y filosófico que te decía que para saber a dónde iba un camino, primero tenías que tener claro a dónde querías ir. Ese Sombrerero que te aseguraba que las mejores personas son las que están locas y que te preguntaba en qué se parecía un cuervo a un escritorio. Ese autor que casi nos deja sin esta increíble historia, de no ser porque sus amigos le empujaron a publicar su libro.





 “- ¿Querría decirme qué camino debo tomar para salir de aquí?
- Eso depende mucho del lugar adonde quieras ir.
- Me da lo mismo el lugar…
- Entonces no importa qué camino tomes”

“- ¿He perdido la razón?
- Me temo que sí. Estás demente. Pero te diré un secreto. Las mejores personas lo están”







Así que, muchísimas felicidades, Alicia. Por hacernos entender que nunca está de más viajar de vez en cuando al País de las Maravillas. 


5 comentarios:

  1. Qué curioso, no lo sabía:O Que entrada y que citas tan bonitas. Solo por esas citas merece la pena leerlo, no puedo creer que aún no lo haya hecho>.<
    FELICIDADES ALICIAAA!!

    ResponderEliminar
  2. Preciosa la entrada, un bonito homenaje, sí señor ^.^. ¡Muchas felicidades Alicia! <3
    Besos :)

    ResponderEliminar
  3. Que entrada tan bonita. Me ha encantado el homenaje que has hecho. Y que suerte que se publicara, es un libro maravilloso.
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Es una entrada preciosa, y el homenaje también ^^

    ResponderEliminar

¡Hola! Tus comentarios nos ayudan a crecer y ¡nos hacen muy felices! Pero recuerda, respeto hacia el resto de lectores y nada de spam.

¡Muchas gracias!^^