miércoles, 10 de diciembre de 2014

EL ESCOLTA

¡Hola, amantes de la lectura! Hoy os traigo un libro que leí hace cosa de dos meses y que no os he podido reseñar antes y que ha salido en papel esta misma semana: El escolta, de Amber Lake, una novela romántica.


La policía de Baltimore recibe la información de que una banda de delincuentes intentará secuestrar a Karla Van Deusen, hija de un rico industrial, cuando ésta regrese del Reino Unido, donde cursa sus estudios, para pasar las vacaciones junto a su familia. Alertado, el industrial decide someter a su hija a una estrecha vigilancia hasta que no exista peligro. Para ello, contrata los servicios de un renombrado profesional; James Foreman, exmilitar perteneciente a las fuerzas especiales y dueño de una empresa de seguridad, al que le pide que se encargue personalmente de custodiar a Karla, joven rebelde y alocada, a la que no ha revelado la verdadera gravedad de la amenaza.
Desde el primer momento, James sospecha que el trabajo le va a resultar mucho más difícil de lo que se imaginaba y no sólo por la franca hostilidad de la joven. Karla resulta ser una espléndida belleza por la que se siente fuertemente atraído, haciendo peligrar su férreo autocontrol y su demostrada profesionalidad. Karla, que se ha visto obligada a aceptar las medidas adoptadas por su padre, se empeña en obstaculizar el trabajo del despótico jefe de seguridad, que parece dispuesto a convertirla en prisionera en su propia casa.
Los roces son continuos entre ellos, principalmente porque se niega a reconocer que su atractivo carcelero consigue acelerarle los latidos del corazón.

Ay, lectores, cogí este libro super ilusionada: me encantan las historias entre guardaespaldas y protegidas, la portada era elegante y para mí, llamativa y misteriosa… y me topé con un libro que no me ha convencido para nada.

La historia es totalmente previsible, aunque admito que tiene su encanto por los paisajes que aparecen en ella. El contraste entre la lujosa vida de la protagonista y la humildad del jefe de seguridad me gustó mucho, sobre todo porque yo siempre he creído que los polos opuestos se atraen hasta niveles insospechados.

Pero me encontré con una protagonista malcriada y que estaba enfadada con el mundo por la mala relación que tenía con su padre y que lo pagaba con el guardaespaldas. Veo a Karla falta de madurez, y la excusa de que es huérfana de madre no me sirve. Suerte que al final, se puede ver una mujer altruista y de gran corazón, aunque eso no quita que cada vez que leía sobre ella me crispase.

En cuanto a James, el guardaespaldas perfecto, aunque las descripciones de sus sentimientos encontrados por el deber y el deseo de poseer a su protegida me han parecido largas y súper innecesarias en según qué caso. Imagino que se lo perdono por ser capaz de soportar a alguien como Karla, enamorarse de ella y ser extremadamente tierno y romántico, que eso a todas nos vuelve loquitas locas.

A parte de esto, los personajes secundarios me han parecido… no sé describirlo, la aparición de la mayoría de ellos hacía que todo entre estos dos se liase más y no sé por qué, pero en esta novela estos giros de trama y los celos y las escenitas de cólera se me han hecho cuesta arriba.

Quizá eso me pase porque creo que la narración encajaría más con el género histórico que con el actual, aunque estoy convencida que muchos otros lectores sabrán apreciarla mucho mejor que yo, porque para gustos… colores.

Además, me ha faltado acción. Interés. No he necesitado pensar mucho para saber quién estaba tras la amenaza de secuestro y no me ha sorprendido ver qué era así, aunque no imaginaba que fuera por esos motivos. Otra queja que tengo es que todo el rato se está diciendo que James está muy marcado por una cosa que le ocurrió en el pasado, pero luego simplemente, pum, te la explican y ya está. Creo que haría falta ahondar más en él si tan traumado lo dejó, ¿no?

Pero no todo iba a ser malo. No. El erotismo de esta novela tiene alma y encanto, y seduce de una forma muy romántica al lector. Además, me gusta la evolución que tiene la relación de Karla con su padre. Creo que en el fondo son muy parecidos y que su camino empezó a separarse cuando la comunicación se truncó y creyeron que para el otro, su presencia no era importante. Es bonito ver cómo ese tesoro perdido se recupera, aunque sea a base de sustos y demás.


Un libro que, yo, personalmente, no recomendaría porque se me ha hecho largo y pesado, pero, a pesar de todo, estoy segura que si ha tenido tanto éxito, tanto en digital como ahora seguramente lo tendrá en físico, a muchos lectores os entusiasmará, así que, ¿por qué no? ¡Dadle una oportunidad a Foreman!


3 comentarios:

  1. Ay tenía curiosidad por ver qué tal estaba porque la historia parecía interesante. Después de tu reseña no sé que haré.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Entre que no me llamaba la atención y que no lo recomiendas, lo dejaré pasar sin duda.
    Un besito ❤

    ResponderEliminar
  3. Hola este ya no me llamaba demasiado pero ahora con tu reseña menos jejeej, gracias chao

    ResponderEliminar

¡Hola! Tus comentarios nos ayudan a crecer y ¡nos hacen muy felices! Pero recuerda, respeto hacia el resto de lectores y nada de spam.

¡Muchas gracias!^^